Tag: problema

Cine & Tv

El compositor Nils Frahm tiene un problema con la música original en el cine

Nils-buena

Nils Frahm es un compositor alemán que mezcla elementos de música clásica y electrónica. A pesar de tener años de trayectoria (su primer álbum es de 2005) y a diferencia de otros compositores en la escena de música clásica, Nils Frahm se ha negado a completar el salto a la composición para cine y la televisión. Por alguna razón, sólo ha compuesto en solitario la música de una cinta de ficción: Victoria, de Sebastian Schipper. ¿Cuáles son las razones que lo han mantenido alejado de la industria cinematográfica? Platicamos con él sobre esto, a propósito del estreno de su película de concierto, Tripping with Nils Frahm, que recién estrenó en MUBI y que lo ha acercado, más que nunca, al sétimo arte.

Tripping with Nils Frahm muestra una serie de presentaciones en vivo que el pianista y compositor ofreció como parte de su All Melody Tour. Al reproducirla llama la atención el nombre de Brad Pitt y de su productora Plan B en los créditos. Llama aún más la atención cuando recordamos que una canción de Nils aparece en Ad Astra, cinta de 2019 que Pitt protagonizó y produjo. ¿Qué relación hay entre ellos? “Creo que ambos tenemos un gusto por los sombreros franceses”, nos contesta Nils riendo. “Nos conocimos porque vino a uno de mis conciertos y hablamos en backstage. Nos volvimos amigos rápido. Respeta mi visión y le gusta mi música”.

Nils Frahm

Nils ahonda en la experiencia surreal de ser amigo de una de las pocas superestrellas del mundo. “Cuando nos conocimos, también nos dimos cuenta de que ambos somos anfitriones. Fui a su oficina de producción y sus productores y asistentes estaban sentados mientras él preguntaba a todos cuál era su bebida favorita. Estaba corriendo por todos lados, trayendo cosas de la cocina. Y yo soy similar. Él nunca, nunca, nunca te hace sentir que es especial. Sólo está relajado y le gusta convivir. Me gusta esa actitud, porque eso lo hace muy fuerte, el hecho de que podría creerse demasiado pero sólo es un muy buen tipo. No es fácil ser amigo de Brad Pitt, porque siempre está rodeado de guardaespaldas, tiene un horario apretado y luego hay que hacer arreglos para que no se retrase 10 segundos de más. Además siempre hay un aura especial alrededor de él. Pero en esos momentos de 20 o 30 minutos, nos encontramos y realmente sentí como si fuera un tipo normal, quizá un fan hablándome sobre cualquier cosa”.

La canción que Nils Frahm prestó para Ad Astra tiene una historia mucho más larga. En realidad, él fue la primera opción para hacer la banda sonora. “Hablamos con Brad Pitt antes de hacer Ad Astra y quería que yo hiciera la música. Como dijo que sólo tenía 4 meses para hacerla y yo estaba en tour, tuve que decirle que no, porque yo necesitaba más de un año. Le dije: ‘Para una película del espacio así, necesito escribir una sinfonía y necesitaría de un año y medio a dos. Debiste preguntarme mucho antes.

¿Por qué le preguntarías a un músico cuatro meses antes de terminar [la cinta]? ¿Qué esperas recibir? Recibes mierda apresurada. Recibes un montón de mierda aburrida y prehecha”.

Al final, Max Richter fue quien se encargó de la música de la película.

nils frahm

Nils tiene una visión cínica de lo que se hace en Hollywood y de las clásicas “notas de estudio” que pueden arruinar una visión artística. “Algunos podrían decir: ‘chicos, esto es muy lento y aburrido, la gente se va a dormir, pongan algo de acción’. Pero, por ejemplo, mi canción “Says”, que está en Ad Astra, tiene 6 minutos de nada al inicio. Si hubiera escuchado a músicos profesionales, me hubieran dicho ‘mira Nils, esta canción es demasiado aburrida, nada está pasando al inicio’. Es imposible. Lo bueno es que no trabajo en una producción de Hollywood grande, porque nadie me dice nada y puedo arriesgarme a hacer estas cosas. Lo que deseaba es que hubieran encontrado la forma de reproducir la canción completa en la película, pero sólo pudieron poner dos minutos. Quizá es bueno que no soy cineasta, porque sólo unos pocos verían mis películas”.

ad-astra-nils-frahm

El problema de la música original

En parte, el negocio de la industria cinematográfica es lo que mantiene a Nils alejado de ella, empezando por el tema de los derechos.

“La música de películas no siempre es para hacer mejor la película, muchas veces es para que la música pertenezca a los productores y así no negociar cada canción. Los productores prefieren un sistema que paga poco a los músicos y les da para siempre los derechos de sus canciones a las empresas productoras. Por eso no trabajo constantemente en cine, porque creo que es una forma injusta de tratar a los músicos. Aportan mucho y reciben muy poco”.

No hace falta mencionar que él mantiene los derechos de su trabajo en la película Victoria. “Necesitan hacer un soundtrack en seis semanas y yo puedo hacer un buen álbum en dos años. ¿Qué dice eso? ¿La música de cine realmente es tan poco importante? ¿Y si es tan poco importante, no prefieren seguir la vía de Stanley Kubrick poniendo a Strauss en su película? Eso es sólo buena música, y tal vez no está hecha para la cinta, pero al menos no está compuesta con la idea de ‘necesito componer tres minutos de música cada día’. Conozco muchos compositores de cine y sé cómo funciona el juego. Se siente como un trabajo industrial y seguido el corazón falta, porque lo importante sólo es el progreso. Quizá el compositor sólo escribe la melodía principal y diez asistentes escriben diez versiones de ella”.

Su propuesta sobre seguir el ejemplo de Kubrick no es una idea al aire. Nils considera que no hay mejor forma de musicalizar una cinta que con composiciones ya existentes, como lo hace Kubrick o Tarantino. Para él, aportar algo con música original es casi imposible.

“Pienso que el músico en el cine viene de la época en la que no había sonido más que el pianista que tocaba con la película. Todavía hay algo raro en la industria, porque creen que se necesita música [original], pero constantemente eso me confunde. Incluso en películas que amo, el soundtrack no tiene mucho sentido. Por supuesto hay obras maestras de música y cine, pero un concierto en vivo de cierta forma es algo más fácil, porque las imágenes siguen a la música. Y es casi imposible hacerlo al revés, que la música siga a las imágenes”.

De acuerdo con el compositor, es muy difícil que los cineastas comuniquen a los músicos lo que quieren en lenguaje musical: que uno piense como el otro. Para probar su punto, Nils recuerda su propio proceso con Victoria. “Probaba cosas poniendo la TV frente a mi piano. Veía la película un par de veces, tocaba junto con ciertas escenas y pensaba ‘esto es malo, necesitamos algo que no se sienta mal’. Y hablé con el director muchas veces y le dije ‘la película es lo que es y estoy seguro de que no necesita música, acéptalo’. Él estaba muy seguro que sí y yo no me convencí hasta el final. Si yo fuera director, no le hubiera puesto música”.

“Si un director da el control al músico, él también debe contribuir. El músico siempre quitará un poco el control al director, y el cineasta se vuelve un lacayo con respecto a la banda sonora, porque quizá no pueden encontrarla juntos y termina aceptando lo que el músico le está dando. Si yo fuera cineasta, me gustaría tener la imagen y el sonido en mis propias manos, porque como dijo Stanley Kubrick, el sonido es 50% de la película. Eso no se refleja en la forma en la que trabajamos en cine.

Si invirtiéramos como industria más en el sonido, podríamos lograr más cosas”.

Nils Frahm y el arte de escuchar

Volverse versado en la música es algo que está al alcance de todos, según Nils. Sólo hace falta escuchar. “Para mí, la música es algo que creo pero también que escucho, y siempre tiene un elemento activo y pasivo. A veces, cuando escuchas música, lo haces activamente, y entonces la melodía se vuelve increíblemente buena. Siempre se requiere de tu propia creatividad y espíritu para darle significado a las notas.

Escuchar música activamente es casi como hacer música. Cuando a alguien le gusta mucho escuchar música, tiene el potencial de componerla también. Escuchar es un arte en sí mismo”.

¿Será que la vieja pregunta sobre si es necesario estudiar cine para hacerlo puede ser respondida de la misma forma? “[Puedes aprender sobre música o cine] haciéndolo, sólo dedicándole energía. A veces un maestro puede ahorrarte mucho tiempo, al igual que la escuela. Pero ver activamente una película o escuchar activamente una canción requiere cierta cantidad de energía. Y es lo mismo que con cualquier tipo de desafío: viene con una recompensa. La gente que se desafía escuchando activamente, tiene un momento de revelación de “wow, lo entiendo”. Esa es la recompensa. Me parece que es igual con el cine. Si puedes entender una obra cinematográfica compleja, resuena contigo profundamente y sientes que fue hecha sólo para ti. Ese es un momento en el que tú te haces presente, al invertir tiempo y energía en eso”.

Después de esto, ¿qué consejo daría a cualquier aspirante a artista, ya sea músico o cineasta? “Aprendan algo útil”, dice antes de soltar una carcajada. “Me río porque estamos en una pandemia y se habla mucho de lo esencial y lo no esencial. Tal vez los creadores no deberíamos preocuparnos por cambios pequeños estéticos, debemos trabajar de una forma para que seamos considerados esenciales al contribuir en la sociedad. Si estamos demasiado concentrados en la estética, el negocio y las relaciones públicas, en homogeneizar, a la larga seremos innecesarios y sólo seremos parte de un mercado que se puede sacrificar. Pienso que una pandemia es una advertencia para la escena de arte. Si algo imprevisto pasa, como creadores somos los primeros en irnos. Y debemos pensar en algo que nos haga relevantes. Eso yo lo sentí muy fuerte aquí en Alemania, el ser llamado “irrelevante”. Necesitamos ser mejores, necesitamos ser relevantes”.

La entrada El compositor Nils Frahm tiene un problema con la música original en el cine se publicó primero en Cine PREMIERE.

28Ago
Cine & Tv

Ralph Macchio confiesa su problema con el reboot de Karate Kid

Hace diez años, el consagrado Jackie Chan y la estrella en ascenso Jaden Smith protagonizaron una reinvención de la mítica película Karate Kid (1984). Así vio la luz un filme con recepción...

24Ago
Tecnologia

Zoom dice que reparó el problema que causó cortes a nivel mundial

La empresa de videoconferencias por internet Zoom anunció hoy que identificó y reparó el problema que causó cortes en su programa a nivel mundial. “Hemos identificado el problema que hacía que...

21Ago
Musica

Maluma estrena "Papi Juancho"; no tiene problema con Neymar

El colombiano Maluma celebra 10 años de carrera artística con el lanzamiento de su quinto álbum de estudio «Papi Juancho«, un material que se compone de 20 canciones que sale en plataformas digitales...

06Ago
Tecnologia

NASA ofrece hasta 180 mil dólares a quien solucione este problema

La Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA) ofrece hasta 180 mil dólares (unos 3.3 millones de pesos) a quien aporte soluciones para proteger a los astronautas del peligroso polvo...

FOLLOW @ INSTAGRAM